LIBRE EXPRESIÓN

Vidas Robadas: maternidad forzada en Ecuador

El martes 20 de octubre, a las 17:00, Fundación Desafío de Ecuador presentó en audiencia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos los resultados de la investigación Vidas robadas: entre la omisión y la premeditación, que aborda la situación de la maternidad forzada en Ecuador en niñas menores de 14 años.

La investigación es un estudio cualitativo, realizado en Quito, que se centró en identificar las repercusiones que el embarazo y la maternidad, producto de violación en adolescentes menores de 14 años, genera en las tres dimensiones de la salud: física, mental y social; y en el ejercicio de sus derechos humanos en general.

La presentación ante la CIDH de la investigación realizada en Ecuador es parte de un informe regional que reúne los resultados de investigaciones similares realizadas en Perú, Nicaragua y Guatemala.

En la región existen patrones comunes tanto en las afectaciones a la salud integral como en las violaciones a derechos humanos. Concretamente existen restricciones legales y falta de servicios integrales en salud sexual y salud reproductiva, lo que es un grave problema no solo a nivel local, sino a nivel regional. Además existe un enfoque biomédico sobre la afectación de los embarazos no deseados, particularmente producto de una violación, en la salud física de las niñas y adolescentes, obviando las repercusiones en la salud mental y social.

La investigación de Ecuador analiza las omisiones y premeditaciones estatales y sociales, y así mismo plantea conclusiones y desafíos, que aseguren atención integral para las niñas madres. En Ecuador el embarazo en menores de 14 años es un grave problema de salud pública, la tendencia del porcentaje de partos de niñas de 10 a 14 años se ha incrementado, del 2002 al 2010 en aproximadamente 78.1%, es decir que en el 2010 un total de 3.864 niñas menores de 14 años fueron madres producto de la violencia sexual (INEC, 2010).

Testimonio

“Me da miedo volver a repetir todo lo que yo pasé, me da miedo. Me da miedo que mi historia se repita con ella (mi hija). Lo que me pasó a mí, que conozca una pareja tan adulta, de que yo sea mala con ella”.

Day. 14 años.

Testimonio
A mi hija no le tenía paciencia, como yo no pasaba con ella, cuando estaba con ella me enojaba, me molestaba, me fastidiaba y le gritaba. Sentía un coraje. Una vez me fui al baño y cuando yo regresé y mi hija me había desbaratado todo mi trabajo, entonces, le cogí y le grité y le dije por qué no te tuve, le dije, ya ves cómo me fastidias la vida, y mi hija no entendía lo que decía pero se puso a llorar. Le grité un montón de cosas a la nena, que mi mamá tuvo que venir a calmarme hasta tuve ganas de pegarle, quería hasta matarla una vez.
Ka. 15 años.

Testimonio
¿Por qué les dicen señoras? Preguntó a la enfermera: Por respeto… me consta, ya sonmamitas.
Enfermera Hospital Público.

Contactos para prensa al: 0995396462
FB: Fundación Desafío / Frente Ecuatoriano para la Defensa de los Derechos Sexuales y Reproductivos.
TW: @DesafioDerechos / @FEDDSYDR / #EcuadorSinNiñasMadres / #VidasRobadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *